• Sáb. Jun 15th, 2024

Por lo general, la artritis y el alzhéimer son enfermedades que aparecen en la vejez.

Los tés o infusiones preparadas con hierbas medicinales son una alternativa perfecta para prevenir y combatir diferentes tipos de enfermedades. Son muy fáciles de preparar, pues por lo general solo se necesita una olla, agua y la planta elegida. Además, su elaboración debe ser sin azúcar ni edulcorantes artificiales.

A pesar del avance constante de la medicina, estos elementos de origen natural, que se utilizan desde años ancestrales, acumulan diversos compuestos que atacan directamente ciertas afecciones o molestias. Como todo alimento, su consumo debe ser moderado, un exceso podría llegar a causar reacciones alérgicas.

De igual manera, es necesario destacar que la ingesta de tés o infusiones naturales debe ser autorizada por un profesional de la salud de acuerdo con las condiciones de cada persona. En esta línea, hay un té en particular que cuando se bebe con moderación, con el visto bueno de un doctor y sin azúcar, ayuda a la artritis y el alzhéimer. Antes de conocerlo, se abordarán las enfermedades mencionadas.

Por un lado, la artritis es una enfermedad en la que se presenta inflamación y sensibilidad en las articulaciones. Generalmente, estas afección causa un profundo dolor y con el paso de los años empeora más y más.

Por su parte, el alzhéimer “es un trastorno del cerebro que empeora con el tiempo. Se caracteriza por cambios en el cerebro que derivan en depósitos de ciertas proteínas. La enfermedad de alzhéimer hace que el cerebro se encoja y que las neuronas cerebrales, a la larga, mueran. Es la causa más común de demencia, un deterioro gradual en la memoria, el pensamiento, el comportamiento y las habilidades sociales. Estos cambios afectan la capacidad de funcionamiento de una persona”, explica Mayo Clinic.

“Los signos tempranos de la enfermedad incluyen el olvido de eventos o conversaciones recientes. Con el tiempo, avanza hasta convertirse en un problema grave de la memoria y la pérdida de la capacidad para hacer las tareas cotidianas”, agrega la entidad.

Ahora bien, el té que ayuda a evitar el surgimiento de enfermedades como la artritis y el alzhéimer, que suelen aparecer en la etapa de la vejez, es el que se prepara con una especia muy conocida como la cúrcuma, así lo reseña el Medical News Today.

La cúrcuma es un antinflamatorio por excelencia, por lo que ayuda a disminuir los síntomas más fuertes de una enfermedad como la artritis. Una investigación llevada a cabo en el año 2017 evidenció que de 206 adultos con artritis reumatoide, más del 60 % implementó suplementos no vitamínicos para aliviar sus dolores, siendo la especia en cuestión el elemento más popular.

Asimismo, “según estudios, la curcumina puede ayudar a reducir el riesgo de varias afecciones neurodegenerativas. Los expertos creen que sus propiedades antioxidantes y antiinflamatorias reducen el daño celular, la inflamación y los depósitos amiloides, o placas, que aparecen con estas afecciones. La curcumina también puede ser capaz de ralentizar o prevenir algunos de los cambios proteicos asociados con la edad que los científicos relacionan con la neurodegeneración”, indica el sitio.

El té de cúrcuma es muy fácil de preparar. Se deben hervir tres o cuatro tazas de agua y al comenzar la ebullición se deben agregar dos cucharadas de cúrcuma. Luego, se baja el fuego para cocinar a fuego lento por 5 o 10 minutos. Por último, se sirve y se bebe.

Cómo utilizar la cúrcuma para eliminar los hongos de los pies de manera efectiva

Por último, es válido resaltar que el té de cúrcuma también ayuda a prevenir cualquier tipo de cáncer, ya que, al ser un antioxidante evita el daño descontrolado de las células.

Fuente :

About Author

Por Franssy

Productor Multimedia, Productor y Editor Jefe de La Desepchada Tv.